Frutas seguras para nuestros perros

Frutas seguras para nuestros perros

Si a tu perro le gustan las frutas, te preguntarás si debes darle de comer manzanas, uvas, fresas o cualquier otra fruta que se encuentre habitualmente en nuestros hogares.

Hoy te daremos a conocer qué frutas pueden comer los perros y cuáles no. Además descubriremos qué frutas son realmente buenas para los perros y, por tanto, pueden ser un complemento saludable para su dieta.

¿Los perros pueden comer manzanas?

Los perros pueden comer manzanas

Las manzanas contienen varias vitaminas, entre ellas la vitamina C. También contienen fibra dietética y minerales, como el fósforo y el calcio.

La mayoría de los expertos coinciden en que la pulpa de la manzana es segura para los perros. Y muchos recomiendan dar rodajas de manzana a los perros como un tentempié saludable.

También se pueden congelar las rodajas o la pulpa de la manzana para dar a los perros una golosina refrescante en temporadas de calor o utilizar las manzanas en recetas de comida casera para perros.

Riesgos de la manzana

La pulpa de la manzana puede no presentar riesgo para nuestros perros, pero en el caso de las semillas es diferente.

Las semillas de las manzanas contienen en realidad un compuesto tóxico. Y aunque un perro grande probablemente necesite comer más que un poco para hacerse daño, no son buenas para ellos.

El corazón de la manzana también representa un peligro de asfixia, especialmente para las razas pequeñas. Por lo tanto, es mejor no ofrecerlo a su perro.

¿Las cascaras puede ser dañina?

La piel o cáscara de una manzana no es dañina para nuestras mascotas. Pero esta puede irritar el estómago de algunos perros y provocar vómitos.

También es útil recordar que las manzanas contienen una gran cantidad de azúcares naturales, que los perros no necesitan consumir. Estos azúcares pueden dañar sus dientes si se consumen en exceso.

Así que la cuestión no es sólo si los perros pueden comer manzanas, sino si deben hacerlo.

La moderación, cuando se trata de dar este capricho, es definitivamente una buena idea.

¿Los perros pueden comer uvas?

los perros pueden comer uvas

La segunda fruta de nuestra lista es una historia muy diferente. La respuesta a la pregunta: ¿pueden los perros comer uvas? es un categórico NO.

Su perro no debe recibir uvas, zumo de uva o productos de uva en ninguna forma.

¿Por qué los perros no deben comer uvas?

Un estudio indica que el consumo de uvas, incluso en una cantidad tan baja como 19,6 gramos de uvas por libra de perro pueden causar insuficiencia renal en los perros.

Esta situación se vuelve más compleja al no hacerse evidente esta afección.

La causa por la que las uvas envenenan a los perros sigue siendo objeto de investigación. Todavía no está claro por qué algunos perros pueden resultar mortalmente envenenados por una pequeña cantidad de uvas, mientras que otros pueden comer varias sin ningún efecto negativo.

Esto es algo habitual cuando se habla de alimentos para perros potencialmente tóxicos. A menudo se encontrará con que algunas personas dicen: ¡Mi perro come esto siempre y está bien!. Incluso algunos te dirán que su perro ha comido chocolate y no le sucedió nada.

Igual que mi Golden Retriever, que solía comer corazones de manzana.

Pero no vale la pena poner a tu perro en riesgo porque los niveles de toxicidad no pueden ser evaluados inmediatamente. Los efectos de las toxinas de la fruta en cada perro dependerá de su peso, de la cantidad ingerida y de factores individuales relacionados con la salud y el metabolismo.

Recuerde que la toxicidad de las uvas para los perros está bien documentada y no debe formar parte de la dieta de su perro.

Puede parecer que su perro no ha sufrido por comer uvas en una ocasión, pero está corriendo un riesgo para su salud cada vez que lo permite.

Efectos

Las pasas son un tipo de uva deshidratada por lo cual se aplican las mismas reglas. Las pasas pueden ser muy atractivas para los perros porque el azúcar que contienen es muy concentrado, pero son igual de peligrosas, o más.

Hay que tener especial cuidado al alimentar al perro con cualquiera de los muchos productos de pastelería destinados a los humanos que pueden contener pasas.

Asegúrate de identificar todos los ingredientes de los productos horneados antes de compartirlos con tu perro.

¿Qué hago si accidentalmente mi perro se come una uva?

Algunos de los efectos pueden ser vomitar y tener mucha sed. Si tu perro ingiere accidentalmente uvas, llama inmediatamente a tu veterinario y pídele consejo.

Si su perro aún no ha empezado a vomitar, el veterinario puede pedirle que le induzca el vómito antes de llevarlo a la consulta.

No provoque el vómito sin consultar antes al veterinario.

¿Pueden los perros comer naranjas?

Pueden los perros comer naranjas

La mayoría de los perros pueden consumir naranjas en pequeñas cantidades sin efectos adversos.

Grandes cantidades pueden causar diarrea. Es necesario moderar su consumo dado que estas frutas contienen un alto contenido de azúcar.

Aquí puedes leer el artículo completo: ¿Los perros pueden comer naranjas? ¿Son buenas su salud?

¿Pueden comer limones?

Pueden comer limones

Los limones son cítricos como las naranjas y se aplican las mismas reglas.

Una pequeña cantidad no debería suponer un problema, pero en demasía, puede provocarles problemas de estómago.

¿Los perros pueden comer melocotones y ciruelas?

Los perros pueden comer melocotones

Otro alimento sabroso favorito de algunos perros es la pulpa de la fruta con grumos o huesos en el centro.

A muchos carnívoros salvajes les encantan estos frutos carnosos, sobre todo cuando están bien maduros.

Pero, aunque estas frutas son fuente de vitaminas, nunca alimentes a tu perro con frutas enteras o granos de ciruelas o melocotones. Además de ser venenosas, pueden ahogar a tu perro o causarle obstrucción intestinal.

¿Pueden los perros comer plátanos?

¿Los perros pueden comer plátanos?¿Los perros pueden comer plátanos?

Los plátanos son deliciosamente dulces y a muchos animales les encantan. Los perros no son una excepción.

Los perros pueden comer plátanos sin problemas, pero recuerda que el sabor dulce es un recordatorio de que contienen.

En este artículo te explicamos todo sobre el plátano en la alimentación canina

¿Pueden comer arándanos?

Los arándanos son seguros para los perros, ya sean frescos o congelados. Son ricos en antioxidantes que ayudan a combatir los radicales libres.

Los radicales libres son sustancias que dañan las células y pueden estar implicados en el desarrollo del cáncer. Esto significa que los arándanos se recomiendan a menudo como golosina para perros de todas las razas.

Los arándanos también deben tenerse en cuenta para los perros muy activos o para las razas de trabajo.

Esto se debe a que el daño muscular oxidativo causado por estos radicales libres es más intenso durante la actividad y el ejercicio intensos.

Los arándanos se asocian desde hace tiempo a la salud de la vejiga en los seres humanos.

El consumo de arándanos puede ayudar a que el revestimiento de la vejiga sea menos pegajoso, lo que hace más difícil que ciertas bacterias (por ejemplo, E. Coli) se adhieran a él y comiencen a crecer allí. Esto puede ayudar a reducir la aparición de infecciones del tracto urinario.

Aunque tragar un arándano de vez en cuando no le hará daño a tu perro, también es posible que comer arándanos con regularidad pueda provocar cálculos en la vejiga.

Dado que hay tantas alternativas afrutadas, probablemente sea mejor no consumirlos.

¿Pueden los perros comer peras?

Pueden los perros comer peras

Las peras son otro gran regalo para los perros amantes de la fruta. Están repletas de vitaminas C y A y son una fuente saludable de fibra dietética.

Debe tener la misma precaución que con las manzanas, evite que su perro coma las semillas o el corazón. Las semillas de la pera son venenosas y pueden causar grandes daños, y el núcleo presenta peligro de asfixia.

¿Los perros pueden comer tomates?

Los perros pueden comer tomates

Sí, el tomate es una fruta apta para los perros y pueden comerlos cuando están maduros.

Los tallos, las hojas y los frutos verdes de la planta de tomate contienen grandes cantidades de una sustancia llamada tomatina, que puede ser perjudicial en grandes cantidades.

Esta concentración es mucho menor en la fruta cuando está madura y, por lo tanto, se puede dar a su perro en cantidades moderadas.

Ten en cuenta que los tomates tienen un alto contenido de ácido y no deben darse a los perros con estómagos sensibles o con antecedentes de problemas digestivos.

Leer el artículo completo: ¿Los perros pueden comer tomate?

¿Cuándo es bueno dar fruta a los perros?

Si tiene problemas para alimentar a un perro delgado y anciano, añadir su fruta favorita puede ser un buen motivador.

Del mismo modo, si quieres dar un remedio a un cachorro especialmente listo, esconderlo en una fruta puede ser un buen truco para tener en tu arsenal.

La fruta también puede ser una buena forma de aportar nutrientes a un perro que sigue una dieta especial baja en grasas.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que, si bien tendemos a considerar que los alimentos bajos en grasa, como las manzanas, son saludables para la mayoría de los perros sanos, hay ciertos alimentos con alto contenido de azúcar que no son necesarios o valiosos en su dieta. Y pueden contribuir a la obesidad.

Antes de darle fruta a tu perro recuerda:

  • Lavar toda la fruta
  • Retirar todos los huesos, semillas y piedras.
  • Si decides compartir alimentos preparados con tu mascota, asegúrese de que no hay ingredientes ocultos que puedan ser tóxicos.
  • Aunque una fruta se considere segura para su perro, pruébela con un trozo pequeño y observa su reacción.
  • Pela las frutas, ya que la piel puede causar irritación estomacal.
  • Nunca le des a tu perro una fruta entera.

Conclusiones

Las frutas no son una parte esencial de la dieta del perro. Y la respuesta a la pregunta ¿Pueden los perros comer manzanas? no es un simple sí o no.

Con moderación, puede dar al perro una rodaja ocasional de manzana, pera, melocotón, tomate maduro o ciruela.

También puedes utilizar la pulpa de estas frutas para hacer sus golosinas caseras favoritas.

Puedes darle a tu perro un trozo de plátano o una rodaja de naranja o limón si le gusta.

Algunas frutas, sobre todo las bayas, pueden incluso tener beneficios para la salud, y debe consultar con su veterinario si puede complementar la dieta de su perro con estas opciones ricas en antioxidantes.

Tenga especial cuidado en función del tipo de fruta, la salud de su perro y sus sensibilidades particulares a la hora de decidir su alimentación.

Por último, recuerda que la fruta tiene un alto contenido de azúcar y que sólo debe darse como un capricho ocasional, no en grandes cantidades.

Podría interesarte: Alimentos prohibidos y peligrosos para perros y Verduras beneficiosas para nuestros Labradores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba