Los perros pueden comer habas

¿Los perros pueden comer habas?

La dieta de un perro juega un papel muy importante en la salud y bienestar de nuestras mascotas. Esto puede suponer una gran presión para nosotros como responsables de sus cuidados.

Hoy analizaremos si los perros pueden o no comer habas, ya sea que tengas simple curiosidad, estés planeando preparar unas ricas golosinas con ellas o que tu perro se haya robado un poco de tu plato.

Por suerte, estamos aquí para ayudar.

Te explicaremos todo lo que necesitas saber sobre la alimentación de tu mascota con habas.

En un primer momento, veremos qué debe comer un cachorro y a continuación, analizaremos específicamente las habas y su contenido.

Con esta información, determinaremos si las habas tienen cabida en la dieta de un perro.

Elaborar la dieta del perro

Esta es una cuestión importante. Y es una pregunta que todo propietario de un perro debería conocer; o al menos interesarse por aprender. Al fin y al cabo, es nuestra responsabilidad averiguar qué debe y qué no debe comer nuestro perro.

Seguramente te sorprenderás, pero, contrario a lo que se cree habitualmente, los perros son omnívoros.

Los perros no son, de hecho, carnívoros como los lobos.

En otras palabras, pueden comer una gran variedad de alimentos, incluyendo carnes, verduras y frutas. De hecho, son muy similares a los humanos en este aspecto.

Según algunas teorías, esta capacidad fue adquirida precisamente por el hecho de vivir junto a los humanos. Tras ser domesticados, los perros simplemente desarrollaron la capacidad de comer lo que sus compañeros humanos.

Esto significa que los perros son más sanos cuando comen una variedad de alimentos. Lo cual garantiza que reciban todos los nutrientes que necesitan y que no desarrollen ninguna carencia.

Incluso hay estudios que han logrado demostradar que los perros pueden vivir con una dieta basada exclusivamente en carne o plantas.

Sin embargo, al igual que los humanos que siguen una dieta restrictiva, hay que tomar medidas para garantizar que el perro reciba todos los nutrientes que necesita.

Ahora que sabemos que los perros siguen una dieta con una gran variedad de alimentos, veamos qué son específicamente las habas.

¿Son adecuadas las habas para mi perro?

La respuesta es bastante sencilla: Sí, si quieres.

Estas legumbres tienen un alto contenido en proteínas y fibra, lo que significa que pueden encajar bien con otros componentes de la dieta de tu perro.

Así que, si estás aquí porque tu perro se las arregló para quitártelas del plato, no te asustes. La respuesta breve a la pregunta «¿pueden los perros comer habas?» es que sí. Las habas no son peligrosas para los perros.

Entonces, ¿son beneficiosas?

La composición nutricional de las habas es de un 73% de hidratos de carbono, un 3% de grasas y un 24% de proteínas.

Como puedes observar, están compuestos casi en su totalidad por hidratos de carbono y contienen muy poca grasa. Sin embargo, también contienen una cantidad importante de proteínas.

Comparten estas características con otras legumbres.

En cuanto a vitaminas y minerales específicos, las habas son una buena fuente de ácido fólico, hierro y potasio. Además de una buena fuente de fibra y manganeso.

De hecho, la fibra es muy importante en la dieta de un perro por varias razones.

Importancia de la fibra en la dieta canina

Al igual que para los humanos, la fibra es relativamente importante en la dieta del perro. Esta ofrece un apoyo importante para el sistema digestivo de nuestros perros, ayudándoles a mantenerse regulados.

De hecho, sin fibra, nuestros queridos compañeros estarían expuestos a un sinfín de problemas.

No sólo evitan la formación de colonias de bacterias dañinas, sino que también ayudan al colon a recuperarse de las lesiones y el estrés, y pueden reducir la diarrea y el estreñimiento.

Además, la fibra también puede ayudar a su mascota a mantener o alcanzar un peso saludable, ya que la fibra es más saciante que otros alimentos. Esto evita que coma en exceso e incluso ayudar a su mascota a perder peso.

No te sorprendas si escuchas a un veterinario recomendarlo para mascotas con sobrepeso.

Al igual que en el caso de los humanos, la fibra es más difícil de digerir para los perros que otros carbohidratos. Esto en lugar de ser un aspecto negativo, ¡es extremadamente útil!

Esta digestión lenta evita que el torrente sanguíneo sea bombardeado con azúcares de una sola vez. Lo que mantiene los niveles de glucosa en sangre a un nivel constante.

Por esta razón, las dietas ricas en fibra son muy recomendables para los perros prediabéticos y diabéticos.

Sin embargo, esto no es lo único que contienen las habas que puede ser tremendamente beneficioso para la salud de tu perro.

Beneficios de las proteínas

De seguro estarás de acuerdo en que las proteínas juegan un papel esencial en la dieta de un perro. Existen varias razones para ello.

En primer lugar, los músculos de tu perro las utiliza para su mantenimiento y crecimiento. Sin suficientes proteínas, estos se deteriorarían gradualmente.

Las proteínas son especialmente importantes para los perros mayores.

Aunque los perros mayores suelen ser menos activos y, por lo tanto, necesitan menos comida, sus necesidades de proteínas aumentan en un 50% aproximadamente.

Una insuficiencia de proteínas en su dieta puede combinarse con la pérdida de peso relacionada con la edad y contribuir a una mortalidad temprana.

En otras palabras, como los perros senior ya pierden masa muscular de forma natural, una deficiencia de proteínas puede agravar el problema.

La sugerencia es que los perros ancianos reciban al menos el 25% de sus calorías en forma de proteínas.

Gases

Alimentar a tu cachorro con habas tiene un inconveniente: los gases.

Al fin y al cabo, las habas son legumbres. Y todos sabemos lo que eso significa.

Las legumbres, incluidas las habas, provocan gases debido a un azúcar específico que contienen. Este azúcar no puede ser totalmente descompuesto por el tracto digestivo, lo que provoca gases.

Sin embargo, no deben provocar gases hasta el punto de incomodar a su mascota. Esto es algo a tener en cuenta; sobre todo si tu mascota duerme junto a ti por la noche.

Preparar las habas

perros habas

A la hora de alimentar a su perro con habas, es importante cocinarlas primero. Al igual que para nosotros, las habas crudas no son digeribles, además de que pueden dañar la dentadura de tu mascota.

El otro aspecto esencial a tener en cuenta es que debes evitar sazonarlas cuando quieras ofrecérselas a tu perro. Hay una serie de especias que utilizamos comúnmente que pueden resultar tóxicos para los perros, como el ajo o la cebolla.

Por eso nunca debes sazonar las habas de tu perro.

También debes limitar su ingesta.

Una ración ocasional de habas es perfectamente aceptable, pero no debe sustituir la dieta habitual y equilibrada de tu perro. Recuerde que ellos necesitan una variedad de alimentos.

Conclusiones

Como decíamos, la respuesta a la pregunta: ¿los perros pueden comer habas? es sí.

No hay ningún problema en darle alubias de vez en cuando. No son tóxicos e incluso tienen varios beneficios para la salud.

Pero como todo, lo ideal es seguir una dieta equilibrada; su alimentación no debe consistir principalmente en una sola fuente de alimentos.

Por lo tanto, las habas no deben sustituir su dieta habitual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba