Los perros pueden comer zanahorias

¿Los perros pueden comer zanahorias?

¿Tienes dudas acerca de si tu perro puede comer zanahoria?

Pues la respuesta es.

A los perros les encanta la zanahoria y son muy seguras para ellos. De hecho, muchos de los alimentos húmedos y secos más utilizados contienen una pequeña cantidad de zanahorias.

Ya sea que las consumas crudas, al vapor, asadas o en zumo, hay cientos de formas de prepararlas y comerlas. Pero, ¿se preparan igual para un perro? Y ¿pueden comer zanahorias enteras?

Zanahorias en la dieta de los perros

Ha sido comprobado que los perros pueden comer zanahorias y que la mayoría de ellos lo hacen en su dieta normal.

En los alimentos secos para perros, las zanahorias suelen estar al principio de la lista de ingredientes y no aportan calorías de más en su dieta.

En la comida húmeda para perros, suelen estar un poco más arriba en la lista de ingredientes y por lo general, se pueden ver trozos de zanahoria al servirlos.

Muchas recetas de comida para perros y golosinas también contienen zanahorias.

Características nutricionales

Las zanahorias son una excelente fuente de antioxidantes, alfa-caroteno y beta-caroteno. Estos antioxidantes se convierten en vitamina A en el cuerpo.

La vitamina A es una vitamina liposoluble importante para mantener un sistema inmunitario sano, una piel sana y una buena visión.

Cuando se consume en exceso puede provocar carotenemia, que es un color amarillento de la piel. En los bebés humanos, este fenómeno se confunde a menudo con la ictericia, pero no es peligroso y con solo disminuir la ingesta del caroteno disminuye la decoloración.

A menos que las zanahorias crudas formen parte de la dieta básica del perro, el riesgo de carotenemia es extremadamente bajo.

¿Pueden ser dañinas para mi perro?

Por lo general las zanahorias son un alimento nutritivo y delicioso que les encanta a los perros, pero como todo, la moderación es esencial.

Es extremadamente difícil dar a su perro una cantidad suficiente de zanahorias como para causarle carotenemia o toxicidad. El mayor riego que se corre es que su perro se llene y no coma su comida normal, lo cual no sería adecuado ya que las zanahorias no son nutricionalmente completas por si solas.

Aunque es baja en calorías, la fibra de las zanahorias puede llenar el estómago, suprimiendo o reduciendo el apetito. Además, el exceso de fibra puede hacer que los alimentos pasen por el tracto digestivo demasiado rápido para que los nutrientes se absorban correctamente.

Beneficios

Beneficios zanahoria para perros

Las zanahorias son tan buenas para los perros como lo son para nosotros. Los perros y las zanahorias hacen una combinación muy buena.

Además de los carotenos, son una buena fuente de vitaminas K y B6. La vitamina K es esencial para la coagulación de la sangre y la vitamina B6 ayuda a convertir los carbohidratos, las grasas y las proteínas en energía.

¿Pueden consumirlas crudas?

Sí. A los perros les encanta masticar zanahorias. La dureza de la zanahoria cruda favorece la salud de los dientes al combatir la acumulación de placa. Esto no quiere decir que si come zanahoria no debas cepillarle los dientes a tu perro.

La naturaleza fibrosa de las zanahorias las convierte en un excelente agente aglutinante que favorece una digestión.

Por otro lado, ten en cuenta que las zanahorias crudas pueden suponer un riesgo de asfixia debido a su dureza. Esto es poco frecuente, pero igualmente ten cuidado y no dejes solo a tu perro, especialmente si es un cachorro aún.

¿Y las zanahorias cocidas?

zanahorias cocidas

Sí. Las zanahorias cocidas son ideales para los perros porque la cocción destruye las duras paredes celulares de la zanahoria, lo que permite una mejor absorción de vitaminas y nutrientes.

Ya sean asadas, a la parrilla, hervidas o al vapor, las zanahorias cocidas son un ingrediente beneficioso para cualquier receta.

A modo de consejo general ten en cuenta que los platillos que prepares para tu perro no deben contener mantequilla, sal u otras especias. La grasa y la sal adicionales restan importancia a la naturaleza beneficiosa de las zanahorias.

¿Puedo combinar guisantes y zanahorias?

Los guisantes, al igual que las zanahorias, son una gran fuente de fibra y nutrientes y se pueden dar a tu perro sin peligro.

Al igual que las zanahorias, los guisantes cocidos son más beneficiosos para la salud de su perro porque la cocción destruye las paredes de celulosa de los guisantes y permite una mejor absorción de los nutrientes.

¿Las mini zanahorias son adecuadas también?

El único cambio en estas zanahorias son su tamaño, sin tienen los mismos beneficios nutricionales que las zanahorias normales.

En cualquier caso, este tamaño puede resultar más adecuado para los cachorros ya que le facilita su manejo.

¿Son buenas las tartas de zanahoria?

Aunque los ingredientes que suele contener el pastel de zanahoria no son tóxicos para los perros, la leche y el alto contenido de azúcar pueden causar problemas estomacales, como vómitos y diarrea.

Es preferible que le des a tu perro zanahorias mientras tú disfrutas del pastel.

Podría interesarte: Frutas seguras para nuestros perros

¿La zanahoria cura los problemas de la vista?

La reputación de las zanahorias para curar y mejorar la visión es legendaria. Son ricas en betacaroteno, que se convierte en vitamina A, y la ingesta saludable de vitamina A se asocia con una buena visión.

Sin embargo, para evitar niveles tóxicos de vitamina A, el organismo alcanza un punto de saturación en el que deja de convertir el betacaroteno en vitamina A. El número exacto de zanahorias que es necesario para alcanzar este punto de saturación no está documentado, especialmente debido a las diferencias de tamaño entre los perros.

Por otro lado, no se recomienda utilizar las zanahorias como remedio para los problemas de visión.

Según algunas investigaciones la mayoría de los problemas oculares están causado por factores como genética, envejecimiento o diabetes, las cuales no mejoran con el consumo de betacaroteno.

En última instancia, los problemas de visión del perro deben ser consultados con su veterinario. Puedes leer más en: Vista del perro – ¿Cómo ven el mundo los perros?

¿Debería alimentar a mi perro con zanahorias?

Hemos respondido a la pregunta ¿pueden los perros comer zanahorias?, pero ¿realmente tenemos que darles zanahorias a nuestros perros? Para ello existen buenas razones.

Las zanahorias son una adición económica a la dieta habitual de su perro y a su régimen de golosinas. Son seguros para servir a diario y pueden añadirse a cualquier dieta.

A la hora de entrenar a su perro, las zanahorias son una alternativa saludable y baja en calorías a otras golosinas para perros.

Dejar que tu perro mastique una zanahoria congelada puede aliviar el dolor de la dentición.

Tanto si le das zanahorias como golosina crujiente como si las añades a una receta para darle un sabor extra, sabrás que estás reforzando el sistema inmunitario de tu perro, ayudando a la digestión y manteniendo un buen equilibrio de la visión.

Ideas para prepararlas

Hay que limpiar las zanahorias frotándolas, pero no es necesario pelarlas. Los perros los mastican en trozos pequeños. Los perros pueden comer zanahorias crudas o cocidas, y cada preparación tiene sus beneficios.

Para obtener los mejores resultados para la salud, la mejor preparación es al vapor o a fuego lento. Como hemos dicho, esto ayuda a romper la pared celular

Para aprovechar los beneficios tanto de las zanahorias cocidas como las crudas, cocínalas ligeramente al vapor para que conserven parte del crujido para la salud bucal, pero también para una mejor absorción de los nutrientes.

También puedes añadir zanahorias trituradas o en zumo a los alimentos y golosinas para darles un sabor extra dulce.

Conclusiones

La respuesta a la pregunta: ¿pueden los perros comer zanahorias? es un rotundo. Tanto crudas como cocidas tienen múltiples beneficios para nuestras mascotas.

Hablamos de los beneficios para la salud de las zanahorias y analizamos las mejores formas de servir zanahorias a los perros.

Las zanahorias crudas o cocidas son un complemento saludable a añadir en la comida, así como un buen tentempié o una recompensa de entrenamiento. Pero recuerde alimentarlos con moderación, ya que un exceso de fibra tiene efectos secundarios indeseables.

Las zanahorias pueden suponer un peligro de asfixia, especialmente para los cachorros y los perros pequeños, así que dales trozos pequeños y vigílalos mientras disfrutan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba