Pueden los perros comer palomitas

¿Pueden los perros comer palomitas?

Las palomitas son el resultado del calentar los de granos de maíz. Cuando se calienta, se hincha y se expande. Algunas personas lo compran en paquetes después de hecho, pero otras prefieren hacerlas en casa.

Es muy popular en el cine, pero también está ganando popularidad como golosina en general.

En su forma más sencilla, las palomitas, una vez reventadas por completo, son seguras para los perros en pequeñas cantidades. Pero los sabores añadidos se utilizan pueden ser perjudiciales para nuestros perros.

Y los granos no reventados pueden ser un problema. Si alguna vez has mordido un trozo de palomitas de maíz parcialmente reventadas, sabes lo duros que pueden ser esos trocitos.

Tu perro los encontrará igual de duros. Por lo tanto, no sólo suponen un riesgo dental, sino también un peligro de asfixia.

Palomitas de maíz

La historia de las palomitas de maíz se remonta a miles de años en América. Hoy en día sigue siendo un aperitivo muy popular.

Como muchos alimentos para humanos, las palomitas pueden ser buenas o malas para los perros. Contiene ciertos nutrientes, pero también aditivos y calorías que no son buenos para su salud a largo plazo.

Las palomitas de maíz no son venenosas ni tóxicas, pero hay que tener en cuenta algunos riesgos si decide compartir esta golosina con su perro. Entonces, ¿las palomitas son malas para los perros?

¿Cuándo son malas las palomitas?

Las palomitas que la mayoría de nosotros adoramos por lo general están llenas de sal, mantequilla y otros sabores dulces y salados. Aunque tienen un sabor increíble, no es muy bueno para nosotros. Y tampoco lo es para los perros.

La rica y grasienta mantequilla está cargada de calorías y puede causar problemas intestinales y obesidad si se le da demasiada cantidad de una vez o se le alimenta regularmente con palomitas.

La sal y los edulcorantes añadidos también pueden causar problemas de salud a tu perro de la misma manera.

Otra cosa que hay que tener en cuenta es que los granos de palomitas duros pueden causar estragos en los dientes de tu perro. Pueden romperse accidentalmente los dientes con los granos de palomitas o atragantarse si no se tiene cuidado. Por lo tanto, es mejor evitar darles granos duros.

¿Tienen algún beneficio las palomitas para mi perro?

Las palomitas de maíz simples, sin sal y completamente abiertas, consumidas con moderación, pueden considerarse de alguna manera una adición positiva a la dieta de tu perro.

¿Qué tienen de bueno las palomitas de maíz simples, sin sal y totalmente abiertas? Contiene fibra y varias vitaminas y minerales beneficiosos para los perros, como zinc, magnesio, fósforo y manganeso.

Pero la cuestión es que su perro ya está recibiendo todo lo que necesita de su dieta.

Sé que a la mayoría de nosotros nos parecen mucho menos apetecibles las palomitas normales que las de mantequilla o las aromatizadas, pero es una alternativa saludable si realmente quieres compartirlas con ellos.

Así pues, las palomitas no son malas para los perros, pero tampoco son muy buenas. No les aportan nada más que lo que ya tienen.

Palomitas saladas

La toxicidad de la sal es una preocupación real para los perros. Sin embargo, las investigaciones demuestran que la sal, como aditivo adicional en la comida para perros, no es tan mala para ellos si tienen una fuente adecuada de agua potable.

Pero, aunque los perros pueden autorregularse y beber más agua en respuesta a un poco más de sal en la dieta, es mejor no añadir más sal a la dieta a largo plazo.

Los perros reciben suficiente sal y otros nutrientes si su dieta es equilibrada. Por lo tanto, las palomitas saladas no son una buena golosina para ellos.

Palomitas con mantequilla

Palomitas con mantequilla

Aunque nos encanta el sabor de las palomitas de mantequilla, es mejor no dar a tu perro este tipo de golosinas. Técnicamente, uno o dos no le harán daño. Pero sabemos que es difícil detenerse ahí.

La mantequilla se compone principalmente de grasas saturadas y no tiene ningún beneficio para la salud de tu perro. Puede causar problemas digestivos y su consumo regular puede provocar un aumento de peso. Algunos perros son incluso intolerantes a la lactosa, y el consumo de lácteos puede provocarles diarrea o vómitos.

Por eso es mejor dar a tu perro palomitas de maíz normales como premio, en lugar de la variedad con mantequilla.

Palomitas dulces

Palomitas dulces

Añadir caramelo a las palomitas puede ser un problema para su perro por varias razones.

Al igual que la sal y la mantequilla, el alto contenido de azúcar puede causar problemas estomacales a tu perro. Y, si se administran con regularidad, las calorías pueden provocar un aumento de peso, obesidad y también otros problemas de salud como la diabetes y los problemas dentales.

¿Tu perro padece de diabetes? Te mostramos como cuidar su alimentación.

El caramelo también suele contener mantequilla o nata, que puede causar los mismos problemas.

E incluso el caramelo «sin azúcar» puede ser un problema si contiene xilitol, ya que es tóxico para los perros. Por lo tanto, evite dar palomitas de caramelo a su perro.

Palomitas de queso

Como en el caso de las anteriores, estas palomitas resultan deliciosas pero no deben utilizarse para alimentar a los perros.

El «queso» que se añade a las palomitas es, en realidad, una mezcla de sal, aceites y lácteos adicionales que no es buena para tu mascota. ¿Pueden los perros comer queso? 

Como hemos mencionado antes, los perros no necesitan sal o aceite extra en su dieta e incluso pueden ser intolerantes a la lactosa. Por lo tanto, es mejor evitar dar palomitas de queso a tu cachorro.

Granos de maíz

Nunca es buena idea dar los granos de palomitas a los perros.

Esto no sólo puede dañar sus dientes, como ya hemos mencionado, sino que también supone un peligro de asfixia.

Asegúrese de elegir sólo palomitas de maíz completamente abiertas cuando se las des a tu perro.

Continúa leyendo: ¿Los perros pueden comer maíz?

¿Qué hacer si mi perro come palomitas?

Debe supervisar a su perro y consultar a su veterinario si ha comido granos de palomitas. Los granos pueden atascarse en sus dientes y suponer un peligro de asfixia.

Si tu perro se está atragantando, debes llevarlo al veterinario o a un hospital veterinario de urgencia.

Por lo demás, lleva a tu perro al veterinario para que lo revise si tienes otras dudas.

¿Debo dar a mi perro palomitas de maíz?

Teniendo en cuenta este peligro, las palomitas para perros en pequeñas cantidades son relativamente seguras si se preparan y comparten adecuadamente.

Las palomitas de maíz contienen fibra y algunas vitaminas y minerales que pueden ser buenas para tu mascota. Pero la verdad es que no aportan nada que no tenga ya.

Las palomitas saladas, con mantequilla y con queso no son buenas para alimentar a su perro.

Si realmente quieres compartir, puedes darle a tu perro unos trozos de palomitas de maíz normales que salgan de vez en cuando. Pero no exageres y vigilalo de cerca cuando lo hagas.

Asegúrate de elegir sólo trozos crujientes, suaves y masticables para compartir con tu perro, para que no corra el riesgo de atragantarse o dañar sus dientes.

La respuesta a la pregunta «¿pueden los perros comer palomitas?» es, por tanto, «sí», pero con la importante condición de que las palomitas estén totalmente reventadas y lisas.

Preparar palomitas para tu perro

En primer lugar, no compartas con tu perro las palomitas preenvasadas, incluidas las de microondas. Pueden contener aceites, aditivos o incluso productos químicos que no son buenos para la salud de tu perro. Y las bolsas en las que se envuelven las palomitas también pueden suponer un peligro de asfixia.

Prepare palomitas de maíz sencillas, sin sal y sin sabor. Es saludable para ti y para tu mascota.

La mejor manera de preparar las palomitas es saltearlas al aire libre y no en el fogón. Recuerde que no debe utilizar aceite ni condimentos al preparar las palomitas.

Alternativas saludables a las palomitas para ofrecer a tu perro:

Conclusiones

Las palomitas de maíz pueden ser seguras si se administran como una golosina poco frecuente. Los veterinarios recomiendan que las palomitas y otras golosinas no representen más del 10% de la dieta del perro.

Alimentar a su perro con algunas palomitas de maíz sin ningún aditivo no le hará daño.

Sin embargo, es mejor evitar las variedades de palomitas saladas, con mantequilla, dulces y con queso. Y tenga cuidado de no dar a su perro granos duros y sin reventar, ya que representan un peligro de asfixia y son malos para los dientes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba