Labrador vs Dálmata

Labrador o dálmata: ¿Cuál es la mejor raza para una familia?

El debate Labrador vs Dálmata es sobre dos grandes perros de familia. Pero, ¿en qué se parecen?

Los labradores y los dálmatas tienen un tamaño similar. Estas razas son inteligentes, seguras y activas. Por lo tanto, pueden soportar bien el entrenamiento y necesitan mucho ejercicio.

Sin embargo, estas razas tienen algunas diferencias importantes. Analicemos el debate entre el labrador y el dálmata para ver cuál es el más adecuado para su familia.

Historia de las razas

Aunque la historia de una raza no afecta necesariamente a la elección del animal, puede ser muy interesante conocerla. Además, el pasado de una raza puede influir en su comportamiento moderno y en sus instintos naturales.

Veamos brevemente las diferencias entre los orígenes de las razas dálmata y labrador.

Labrador Retriever

La raza Labrador pertenece al grupo de los perros deportivos. Esta raza es originaria de Terranova (Canadá), donde trabajaba junto a los pescadores.

Los labradores fueron introducidos en Inglaterra en 1900, donde se estandarizó la raza.

Los labradores modernos son aptos para una gran variedad de funciones. Muchos de ellos se siguen utilizando como perros de caza para recuperar la presa. Pero muchos son utilizados como mascotas y compañeros de la familia, gracias a su cariñosa personalidad.

Los labradores también se utilizan a menudo como perros de trabajo de la policía o como perros guía y de terapia.

Dálmata

Los orígenes de la raza dálmata siguen siendo objeto de debate. Pero la mayoría de la gente los asocia con una zona que antes se llamaba Dalmacia, a lo largo del mar Adriático.

Originalmente, los dálmatas se utilizaban como «perros de carruaje». Tenían que trotar junto a los carruajes y los caballos, pero también protegerlos cuando sus dueños estaban fuera.

Los dálmatas eran criados por las caravanas de gitanos que viajaban por Europa, pero también por la nobleza británica.

Estos perros incluso acompañaban a los bomberos en Gran Bretaña en la época en que los camiones de bomberos eran tirados por caballos.

Al igual que los labradores, los dálmatas de hoy en día son más bien mascotas familiares y no suelen utilizarse para vigilar caballos o casas.

Aspecto del labrador y el dálmata

Los dálmatas y los labradores pueden tener un aspecto muy diferente. Pero incluso en la superficie, las dos razas tienen más en común de lo que se piensa.

Veamos las diferencias de estas increíbles razas en cuanto a aspecto físico.

Tamaño y forma

Los labradores y los dálmatas tienen en realidad tamaños muy similares, pero los labradores pueden ser un poco más grandes.

De adultos, los labradores miden hasta 62 centímetros y pesan entre 22 y 36 kilos. Los dálmatas, en cambio, pueden medir hasta 61 centímetros y pesar entre 20 y 32 kilos.

Por supuesto, son sólo promedios. Por lo tanto, se pueden encontrar perros de cualquier raza que no se ajusten a esos números. Las hembras suelen ser más pequeñas que los machos en ambas razas.

Ambos perros tienen una conformación saludable, con un hocico largo, orejas caídas y cola larga.

Ambas son razas atléticas, pero los labradores tienden a parecer un poco más rechonchos que los dálmatas.

Pelaje y color

Los dálmatas tienen el pelo blanco, liso y con manchas negras o hepáticas.

Los dálmatas no muestran todas las manchas hasta que tienen un mes de edad. ¡Y algunos pueden crecer completamente blancos!

Los labradores, en cambio, se presentan en tres colores reconocibles: amarillo, negro y chocolate. Estos colores varían en tonalidad y también pueden venir en versiones diluidas controvertidas: champán, plateado y carbón.

Los labradores también tienen el pelo corto. Pero tienen una cola más larga que la del dálmata. También pueden ser más esponjosos alrededor del cuello que los dálmatas.

Lee otras características del Labrador Retriever

Personalidad

Uno de los factores más determinantes a la hora de elegir a su nuevo perro es su personalidad. Es muy importante que su perro se integre bien con su familia.

Descubramos juntos la personalidad del labrador y del dálmata para ver cuál de los dos se adapta mejor a su familia.

Temperamento del Labrador

La raza Labrador es conocida por ser un excelente perro de familia. Los labradores son simpáticos, confiados y felices, siempre que estén bien socializados desde una edad temprana.

Los labradores se adaptan bien a las familias con niños pequeños y a menudo también a otros animales. Sin embargo, encontrará diferencias de temperamento entre el linaje de trabajo del Labrador y el linaje de exposición.

Los labradores de trabajo tienden a ser más serios y menos juguetones. Son ideales para las personas que buscan un perro de trabajo para entrenar y con el que puedan comunicarse a larga distancia.

Los labradores de exhibición son conocidos por ser más extrovertidos y amistosos. Si buscas un labrador cariñoso con el que puedas jugar, estos son para ti. Sin embargo, este tipo puede tardar más en madurar que los labradores de trabajo.

Ambos tipos de labradores son inteligentes y les va bien la educación basada en recompensas positivas. Y ambos tipos necesitan mucho ejercicio para mantenerse felices y sanos.

Podría interesarte: ¿Los labradores son agresivos?

Ansiedad por separación

La ansiedad por separación es un problema que puede afectar a los labradores. Son perros sociales que disfrutan pasando tiempo con su familia.

Por lo tanto, quedarse solo durante mucho tiempo puede causarles angustia y ansiedad. Como perros inteligentes, los labradores necesitan mucha estimulación para evitar comportamientos destructivos.

Son los más adecuados para las familias que tienen mucho tiempo para pasar con sus perros.

Temperamento del dálmata

Temperamento del dálmata

Los dálmatas son conocidos por ser orgullosos, inteligentes y cariñosos. Pueden ser una gran elección para las familias con niños, ya que suelen ser perros muy juguetones.

Sin embargo, para fomentar mejor este temperamento en su dálmata adulto, debe socializar bien a su cachorro desde una edad temprana.

Los dálmatas son conocidos por ser muy gentiles con los extraños y otros animales. Por lo tanto, si ya tiene otras mascotas, un dálmata puede ser una buena opción.

Estos perros son especialmente buenos con los caballos.

Agresividad

Dado que el dálmata se utilizaba originalmente, en parte, como perro guardián, los perros que no están debidamente socializados pueden tender a desconfiar de los extraños.

Es muy importante socializar bien a su dálmata desde una edad temprana.

Esto limitará cualquier riesgo de agresión y permitirá que su dálmata crezca feliz y confiado en nuevas situaciones.

Adiestramiento de labradores y dálmatas

Adiestramiento de labradores y dálmatas

El Labrador y el Dálmata son perros inteligentes. Por lo tanto, se adaptan bien al entrenamiento.

Para obtener los mejores resultados, debe adiestrar a su perro nada más llegar a casa. Los métodos positivos basados en recompensas son la mejor manera de relacionarse con su perro durante el adiestramiento.

El adiestramiento en obediencia es importante para perros de este tamaño, especialmente si tiene una casa con otros animales o niños pequeños.

Los perros grandes y juguetones como estas razas pueden excitarse mucho y derribar a los niños pequeños cuando andan sueltos por la casa. Los niños pueden entonces lesionarse accidentalmente.

Pero un buen adiestramiento del perro puede ayudarle a controlar el problema.

La importancia de la socialización

Además del adiestramiento, una buena socialización es otro aspecto importante de la crianza de un cachorro. Socializar a su cachorro con nuevas personas y experiencias le ayudará a ser más confiado y amigable cuando sea adulto.

La socialización es muy importante para minimizar cualquier posible agresión.

Aunque ambas razas son conocidas por ser perros amistosos y cariñosos, la socialización ayudará a fomentar este temperamento ideal.

Necesidades de ejercicio

Ambas razas son perros con mucha energía que necesitan hacer mucho ejercicio cada día.

Originalmente, los labradores y los dálmatas tenían un estilo de vida muy activo. Los dálmatas corrían junto a los caballos y los carruajes, mientras que los labradores llevaban presa y el pescado a sus amos.

Ambas razas tienen mucha resistencia y energía que tendrán que gastar. No los ejercites en exceso cuando son cachorros, ya que esto puede causar problemas en las articulaciones.

Pero asegúrate de que tengan mucho tiempo para correr al aire libre cuando sean adultos. Incluso puedes enseñar agilidad al perro para que gaste parte de esa energía.

Ninguna de estas razas es adecuada para las familias que nunca salen de casa. Necesitan mucha estimulación física, de lo contrario corren el riesgo de sufrir problemas de salud como el sobrepeso.

Posibles problemas de salud

La salud de los labradores

Cada raza de perro está sujeta a ciertos problemas de salud potenciales. Esto no significa que todos los perros sean poco saludables.

Con el estilo de vida y los cuidados adecuados, puede promover la mejor salud posible para su perro. Pero siempre habrá problemas potenciales de los que debe ser consciente.

La salud de los labradores

Estos son algunos de los problemas de salud que afectan a la raza Labrador:

  • Obesidad y sobrepeso
  • Displasia de cadera y codo (articulaciones malformadas)
  • Atrofia progresiva de la retina
  • Hinchazón (torsión de estómago)
  • Cataratas

Afortunadamente, los perros pueden someterse a pruebas para detectar muchos de estos problemas de salud. Por lo tanto, en un criador de confianza que pueda proporcionarle pruebas y certificados de salud.

Esto reducirá el riesgo de tener un perro propenso a estos problemas.

Salud de los dálmatas

Estos son algunos de los problemas de salud a los que pueden ser propensos los dálmatas:

  • Displasia de cadera y codo
  • alergias
  • cálculos urinarios
  • epilepsia
  • Problemas de piel
  • sordera

La mayoría de estos problemas pueden comprobarse en perros adultos. Así que, al igual que con el labrador, asegúrate de comprar un cachorro de dálmata a un criador de confianza que pueda demostrar la salud de los perros que cría.

Una buena nutrición y cuidados generales ayudarán a promover la mejor salud posible para su perro, independientemente de la raza.

Esperanza de vida

Como ambas razas son relativamente sanas, puede esperar que se queden con usted durante mucho tiempo.

La esperanza de vida del labrador es de 12,5 años. La esperanza de vida del dálmata es de 13,3 años.

Esto no significa que todos los labradores y dálmatas vayan a vivir ese tiempo, algunos pueden vivir mucho más tiempo.

Sobre todo, si reciben los cuidados adecuados a lo largo de su vida y son adoptados a un criador de fiable.

Cuidados generales

Todas las razas de perros necesitan cierto nivel de cuidados generales. Pero el nivel de estas necesidades varía de una raza a otra. Puede que uno de ellos se adapte mejor a su estilo de vida.

Mudadas de pelo

Los labradores son conocidos por mudar mucho su pelaje. Este se puede encontrar en casi todas las partes de su casa. Y la cantidad aumenta durante las temporadas de muda.

Los dálmatas también pierden un poco, pero no tanto como los labradores.

Así que, si decides llevar un labrador a casa, prepárate para limpiar lo que haga falta.

Higiene

El cuidado del cabello es una buena manera de controlar su caída.

Los labradores tienen unas necesidades de aseo mucho mayores que los dálmatas. Debes cepillar a tu labrador varias veces a la semana para controlar la caída del pelo y bañarlo regularmente para evitar que huela mal.

Los dálmatas son perros que se lavan más fácilmente. Puedes cepillarlos una vez a la semana para eliminar el pelo suelto y sólo necesitarán un baño ocasional.

Ambas razas necesitan que se les revisen las orejas y se les corten las uñas con regularidad.

Alimentos

Es importante asegurarse de que su perro sigue una dieta saludable y coma suficiente comida.

Sin embargo, también hay que tener cuidado de no comer en exceso. Un problema al que se enfrentan muchos propietarios de labradores es el de un perro glotón o con sobrepeso.

Los labradores tienden a comer en exceso si se lo permites, lo que puede causar problemas como la obesidad. Por ello, asegúrese de visitar al veterinario con regularidad para controlar la salud y el peso de su perro.

Precio de los cachorros

Es importante elegir siempre un criador de confianza cuando se busca un nuevo cachorro. Los criadores reputados anteponen la salud de sus cachorros al beneficio.

Las fábricas de cachorros hacen lo contrario y producen cachorros para obtener beneficios, sin tener en cuenta la salud de los perros en cuestión.

El precio de un cachorro de labrador oscila entre 560 y 990 euros. En cambio, el precio de un cachorro de dálmata puede oscilar entre 415 y 1315 euros.

Si buscas un cachorro más barato, puedes recurrir a los centros de rescate en lugar de a las fábricas de cachorros. Los centros de rescate son una buena forma de dar una segunda oportunidad a un perro, y puedes conocer un poco más su personalidad antes de llevártelo a casa.

Conclusiones

Estas dos razas son muy similares en tamaño, morfología y temperamento. Pero tienen colores de piel y necesidades de cuidado muy diferentes. Ambos perros son adecuados para hogares activos y pueden llevarse bien con otros animales y niños pequeños.

Pero los labradores pierden más pelo y los dálmatas pueden costar mucho más cuando son cachorros.

1 comentario en “Labrador o dálmata: ¿Cuál es la mejor raza para una familia?”

  1. Yo tengo un dalmata y es muy agresivo con la gente y los perros machos. Me pueden ayudar.

    Saludos desde México

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba