Por qué los perros se meten debajo de la cama

¿Por qué los perros se meten debajo de la cama?

Únete a nuestra comunidad
Ahora puedes unirte a la comunidad del Labrador Retriever:

¿Por qué los perros se esconden debajo de la cama? A veces mi perro desaparece durante un tiempo. Cuando voy a buscarlo, lo encuentro debajo de la cama. A menudo está durmiendo, pero a veces se queda tumbado mirándolo todo, con las orejas levantadas y los ojos bien abiertos. Las razones por las que los perros eligen escondites como éste pueden ser tan inocuas como la búsqueda de calor e intimidad. O puede ser una señal de que tu perro está asustado, se siente inseguro o algo más.

En este post, analizaré las razones más comunes por las que los perros se refugian bajo la cama, y cómo asegurarte de que tu cachorro está bien.

¿Qué pasa cuando un perro se mete debajo de la cama?

Ya sea la cama, una mesa o cualquier otro mueble que proporcione cobertura y refugio, a algunos perros les gusta meterse en lugares oscuros y estrechos. Puede ser un comportamiento temporal o puede durar semanas y convertirse en un hábito. A veces, el perro comienza este comportamiento poco característico después de traer a casa una nueva mascota. O el perro puede empezar a preferir la soledad y los lugares aislados de forma inesperada.

Por muy complicado que sea el comportamiento de un perro, averiguar por qué le gusta esconderse debajo de la cama te ayudará a abordar el problema y a encontrar una solución rápidamente.

Éstas son las principales razones posibles por las que tu perro prefiere meterse debajo de la cama y quedarse allí.

  1. No tienen espacio privado
    Si la casa está llena de mascotas y el perro no tiene un espacio privado propio, puede buscar el espacio disponible bajo la cama en busca de algo de intimidad. Como la cama es fija y la habitación está menos concurrida que otras partes de la casa, tu perro puede preferir este lugar aislado para descansar. Suelen salir solos de debajo de la cama después de haberse tomado su tiempo de relajación.
  2. Calor
    Si se acerca el invierno y aún no has encendido la calefacción, tu perro puede buscar lugares cálidos y resguardados en la casa. Sobre todo si la mayor parte de tu casa es bastante abierta y ventilada. Nuestros perros tienen bonitos abrigos de piel para mantenerse calientes, pero esconderse o dormir debajo de la cama cuando hace mucho frío en la casa es un hecho.
  1. Lesión o enfermedad
    Otra razón por la que tu perro puede esconderse debajo de la cama o en un rincón apartado es porque no se encuentra bien. Si tu perro se siente vulnerable debido a su condición médica, el espacio oscuro bajo la cama puede ofrecerle una sensación de seguridad y una forma de enfrentarse a ella. Cuando se recuperen, volverán a la normalidad y pasarán su tiempo por encima de la cama en lugar de por debajo.
  2. Tu perro tiene hambre
    Los ancestros de tu perro, los lobos, eran cazadores formidables. Pero tras la domesticación, los perros descubrieron que mendigar comida es mucho más gratificante que cazar. Por eso tu cachorro te seguirá a la cocina y esperará bajo la mesa a que compartas tu comida con él. Antes de que te levantes por la mañana y les des el desayuno, pueden esperarte debajo de la cama, para que estén listos cuando te levantes.

Cuando esto se convierta en un hábito, el perro asociará el hecho de esconderse bajo la mesa o la cama con la alimentación. Este es un hábito que es fácil de desaprender.

  1. Miedo
    Un cachorro nuevo en la casa es más probable que se asuste fácilmente. Cuando los perros tienen miedo, corren y se esconden. Como no hay ningún lugar donde correr en la casa, el perro hará lo único lógico para alejarse de lo que le da miedo. Se esconderán debajo de la cama, donde es menos probable que los encuentren. Cualquier cosa puede provocar esta reacción. Una fuerte alarma de coche, un trueno, fuegos artificiales o el gran perro asustado del vecino.

En este caso, puedes ayudar a sacar a tu perro de debajo de la cama eliminando la fuente del miedo, si es posible. Utiliza una voz calmada, y algunos de sus juguetes favoritos o golosinas una vez que esté de vuelta contigo, para reforzar que no tiene que tener miedo.

  1. Romper las reglas

Los perros son muy buenos para entender las reglas que les has puesto. Y, en su mayor parte, siguen esas normas. Con un entrenamiento consistente y positivo, puedes dejar un pastel en la mesa y decirles que no se lo coman y no se acercarán a él. Pero para un perro no entrenado, si se le cae una salchicha al suelo, la tentación es demasiado fuerte. Lo agarrarán y correrán al primer escondite para disfrutarlo a solas sin que se lo lleven. Se trata de un comportamiento instintivo y no implica un problema psicológico grave.

  1. Estrés y ansiedad

Si tu perro se siente ansioso o vive en un entorno estresante, lidiará con este estrés y ansiedad pasando más tiempo en espacios oscuros y estrechos. Si no intervienes para solucionar el problema, podría convertirse en un patrón y el perro podría desarrollar problemas de salud física y psicológica. Habla con un especialista en comportamiento si no estás seguro de poder afrontar el problema por ti mismo.

  1. Refuerzo positivo
    El refuerzo positivo es una forma estupenda de adiestrar a nuestros perros, al tiempo que fortalece el vínculo entre nosotros. Pero mucha gente no se da cuenta de lo sutil que puede ser el refuerzo positivo. Si ves a tu perro escondido debajo de la cama y te parece adorable, puedes darle un pequeño pellizco detrás de las orejas. O puedes tentarle para que salga con una golosina o un juguete.

¡Todos estos son tipos de refuerzo positivo! De este modo, tu perro volverá a meterse debajo de la cama con la esperanza de conseguir más. Si quieres evitar que tu perro se meta debajo de la cama, nunca utilices el castigo. En cambio, limita su acceso al dormitorio y haz que estar contigo en otras partes de la casa sea mucho más atractivo.

Debo dejar que mi perro duerma debajo de la cama

¿Debo dejar que mi perro duerma debajo de la cama?

Si tu perro tiende a meterse debajo de la cama de vez en cuando para dormir la siesta o cuando se asusta, esto no debe ser motivo de preocupación. Es típico que los cachorros busquen refugio y escondite en estas situaciones. Puede que intenten estar cerca de ti y estar debajo de la cama es lo mejor, sobre todo si no está permitido compartir la cama contigo.

Por otro lado, un cachorro que duerme debajo de la cama noche tras noche podría ser un síntoma de problemas psicológicos como un trauma, miedo, ansiedad o estrés. Debes intentar averiguar por qué tu perro prefiere dormir debajo de la cama en lugar de en su propia cama. Acude a una revisión al veterinario, o llama a un conductista especializado en ansiedad y refuerzo positivo.

Cómo animar a tu perro a no esconderse debajo de la cama

A menudo, el nuevo comportamiento del cachorro de pasar más tiempo bajo la cama es temporal y desaparecerá por sí solo. Pero si continúa y se convierte en un hábito día tras día, prueba una de las siguientes soluciones para resolver el problema.

  1. Dale a tu cachorro una jaula
    Es normal que los cachorros que acaban de mudarse a un nuevo lugar se sientan inseguros y un poco ansiosos. El cambio de ambiente y de entorno puede ser abrumador y hacer que el cachorro busque un lugar donde esconderse. Consigue una jaula para tu cachorro y mantenla en una zona apartada con luz tenue para darle una sensación de seguridad hasta que se acostumbre al lugar.
  2. Entrenamiento de desensibilización
    El adiestramiento de desensibilización consiste en exponer al perro a la cosa o cosas que le causan estrés y ansiedad, en pequeñas dosis. Puede ser la exposición a otra mascota, ruidos fuertes persistentes, gente nueva o cambios en el entorno. Presenta a tu perro la nueva cosa aterradora lentamente y con mucho refuerzo positivo, para que con el tiempo aprenda que no hay razón para el pánico. Este proceso también se conoce como socialización para los cachorros muy jóvenes.
  1. Ir al veterinario
    Observa a tu perro escondiéndose debajo de la cama y otros espacios pequeños y documenta su comportamiento, sobre todo las horas del día o de la noche en que ocurre y si se desencadena por un acontecimiento. Entonces lleva a tu cachorro al veterinario con esta información. El veterinario podrá diagnosticar el problema y recomendar la mejor solución. Si la causa es la ansiedad o el trauma, se le puede recetar a tu cachorro un medicamento contra la ansiedad.

Conclusiones

A los perros les gusta meterse debajo de la cama por varias razones. Puede que hayan hecho algo que no debían, o que estén estresados, asustados o simplemente necesiten un lugar privado para relajarse un rato. Si este comportamiento es persistente y va acompañado de síntomas de ansiedad o angustia, debes llevar al perro al veterinario local para que le ayude.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba